mitos para un abdomen tonificado
0 Comments
69 / 100 SEO Score

Lucir un abdomen tonificado, además de ayudar en cuestiones de salud, a lucir mejor ropa de moda que permita ver esta parte de tu cuerpo. ¿Quién no quiere lucir mejor en unos crop tops o en un bikini?

Todo es posible con un poco de esfuerzo adicional, pero hay tantos mitos alrededor que sólo logran desviarte de tu meta. Checa todas las cosas que deberías empezar a desenterrar ya de tu cabeza al respecto.

Mitos que deberías dejar de creer si quieres un abdomen tonificado

Hacer muchas abdominales

Es quizá el mito más común al respecto. No se trata de trabajar duro. Hay una ciencia detrás de qué tan intenso y cuánto tiempo hace ejercicio para abdominales.

El experto en acondicionamiento físico dice:  “Debería ser una mezcla de intensidades”, dice Chan. Utiliza un método de entrenamiento llamado “periodización ondulante”. ¿Qué significa eso? “Se caracteriza esencialmente por variaciones de intensidad hacia arriba y hacia abajo”, nos dice. 

“Cuanto menor sea tu intensidad, más repeticiones deberías estar haciendo. Y, lo adivinaste, cuanto más bajas sean tus repeticiones, más dura debería ser tu intensidad. “Esta estrategia permite una recuperación óptima semanalmente, lo cual es importante para la sostenibilidad. 

mitos para un abdomen tonificado

No prestar atención a la frecuencia cardíaca

Según la Clínica Mayo , puede determinar la intensidad en la que debería estar trabajando calculando su frecuencia cardíaca (FC) máxima. En términos generales, eso es 220 menos tu edad. Y el ejercicio moderado sería alrededor del 50 al 75 por ciento de eso.

Pero, de nuevo, eso es solo una pauta general. Cuanto más entrenes con un monitor de FC o un rastreador de FC, más sintonizarás con tus objetivos de FC para la intensidad.

“Con los rangos [HR], todo se reduce a la aptitud del individuo. Alguien que es nuevo en el ejercicio o que no lo ha hecho en mucho tiempo puede estar comenzando con un nivel más bajo de condición física “, dice Chan. 

No prestar atención a la alimentación

Hay quien se centra demasiado en el ejercicio y descuida por completo la alimentación saludable. Si tus comidas son altas en grasa, condimentos y demás, seguramente te inflamarás y esto no favorecerá una figura esbelta, además de que poco a poco irás ganando kilos de más.

Haz un esfuerzo en mejorar tu alimentación. Entre más naturales sean tus comidas, verás un gran progreso en las ganancias de tu ejercicio.

La genética ayuda mucho

El experto en acondicionamiento físico dice:  “Cumpla con el plan”, dice Chan. “Vuelva a revisarlo después de cuatro semanas para ajustar su programa para que coincida con su nuevo nivel de condición física; de lo contrario, se estabilizará”.

Y aquí es donde también se preguntará cómo se siente durante sus entrenamientos. A medida que aumenta su nivel de condición física, también deberían aumentar sus entrenamientos. Un entrenador personal puede ayudar”. La genética no es totalmente determinante.

¿Crees que vale la pena todo este esfuerzo por lucir un abdomen tonificado y lucir mejor con tus outfits favoritos?